Salud de perros: Consejos, cuidados e información útil

Información relacionada a la Salud de perros

Vacunas para perros importantes y urgentes

Las vacunas para perros son elementales para que nuestra mascota tenga una vida saludable desde pequeño, los cuidados que necesita un integrante de la familia son primordiales, por ejemplo mantener su vacunación actualizada.

Vacunas obligatorias

Es importante tener en mente que al momento de la vacunación del perro, también estarán cuidando al resto de la familia, por eso es elemental llevar su calendario de vacunación al día.

Luego de los 45 días al nacer, es necesario la aplicación de la vacuna contra el parvovirus. En la semana N° 9 es el momento de aplicar la vacuna contra el moquillo,adenovirus, hepatitis, leptospirosis, coronavirus, y un refuerzo contra el parvovirus.

Esperando la semana N° 12 de su vida, volver a repetir las vacunas que nombramos en el párrafo anterior. En la semana N° 16 es el instante de sumar la vacuna contra la rabia.

Vacunas anuales

Es importante volver con las aplicaciones de las vacunas contra el moquillo, adenovirus, hepatitis, leptospirosis, coronavirus y parvovirus.

No olvidar tampoco la vacuna contra la rabia.

Nunca olvidar que el perro pequeño debe llegar desparasitado antes de aplicar las vacunas.

Vacunas opcionales

Si bien no son vacunas obligatorias, pueden tener en cuenta aplicar la dosis contra Bordetella o Tos de Perrera durante la semana N° 9 y el refuerzo llegará después de pasadas 3 semanas.

Vacuna contra Lyme, una vacuna polémica

El padecimiento de Lyme llega por alguna mordedura de garrapatas, la vacuna no tiene los mejores comentarios ya que muchos perros han muerto luego de ser vacunados con esta dosis. En este artículo pueden encontrar más información relacionada a la vacuna contra Lyme.

Desparasitar

Desde el nacimiento, los perros ya tienen parásitos, en la mayoría de los casos, su madre se los transmite.

Se cree que los cachorros pueden padecer ciertas enfermedades por esta razón, por eso es elemental la desparasitación durante el primer mes de vida del perro para no tener problemas futuros.

Beneficios de la desparasitación

Gracias a la desparasitación, el pequeño no tendrá problemas en su digestión y se desarrollará correctamente. Además el perro vive rodeado por su familia, lo que implica el cuidado para ellos también.

Los parásitos pueden traer conflictos con el resultado positivo de las vacunas, por lo tanto hay que desparasitar a la mascota de forma obligatoria.

Frecuencia

Todo depederá del peligro que corra el cachorro al estar (o no) con otros perros. Lo ideal es que cada 60 días se tenga en cuenta esta medida.

Dermatitis en perros: Recomendaciones para el tratamiento efectivo

Este grave problema que afecta a nuestras mascotas puede obstaculizar el bienestar de los perros porque la aparición de dicha enfermedad en áreas del cuerpo puede llegar a suponer un problema.

Hay razas de perro en los que la aparición de la dermatitis pueden llegar más temprano que a otros tipos de perros, por ejemplo la genética del bóxer o los pastores alemanes están más propensos a sufrir este problema.

Los tipos de dermatitis en los perros

Para saber cómo tratar esta afección que se presenta en la piel se debe conocer cuáles son cada uno de los tipos de dermatitis para poder llevar el tratamiento más efectivo y que el trastorno no siga aumentando.

Dermatitis en perros alérgica o atópica

En primer lugar tenemos la dermatitis alérgica que como bien lo sugiere el nombre ocurre en perros donde las alergias es su principal síntoma.

Puede aparecer gracias a que en el ambiente donde frecuenta estar la mascota es sitios donde hay productos químicos que le generan alergias o algunas hierbas.

El picor o irritación en la piel así como el endurecimiento de la misma es uno de los principales síntomas de esta afección.

El perro tendrá sensaciones de lamerse el área afectada o morder para poder aliviar lo que siente.

Dermatitis por contacto

Otro tipo de dermatitis es la ocasionada por el contacto con otros canes debido a que entra en contacto con bacterias que pueden alojarse en la piel del perro. Esto produce enrojecimientos e inflamaciones.

Prevención de la dermatitis en perros

Uno de los mejores consejos para tratar este problema es ser lo más rápido posible para desinfectar la zona y llevarlo a un profesional que pueda diagnosticar el tipo de dolencia que tiene.

Así poder llevar a cabo el mejor tratamiento para que la salud de tu perro no se complique, es un propósito que los dueños cuiden a sus mascotas con la mejor disposición posible.

La Miasis: Una infección común en los perros

Este trastorno puede ser más frecuente en los canes que se encuentran en ambientes pocos higiénicos.

También existe otro porcentaje donde tu mascota así se encuentre en un ambiente de higiene óptima le pueda ocurrir esta enfermedad por lo que debemos investigar a fondo porque sucede esto.

¿Cómo se produce la miasis?

La Miasis en los perros es una infección que se origina principalmente cuando existen heridas abiertas.

Una especie de moscas infectan la sangre de los canes alojando sus huevos dentro del organismo y esto desencadena que la piel de nuestras mascotas se conviertan en refugio de las larvas que nacen de estos huevos.

¿Cómo curar miasis en perros?

Debemos llevar un control higiénico en los perros para evitar esta infección y observar si hay heridas abiertas, suele ser más frecuente este tipo de enfermedad en los perros que tienen una piel húmeda por largos periodos de tiempo.

Los tratamientos que pueden ser caseros siempre deben ser aprobados y examinados por un experto para evitar un gran contagio y la gravedad de la salud de la mascota.

Principalmente si observamos que existe una herida abierta infectada se debe lavar con extremo cuidado, puede ser con agua o con algún tipo de suero específico.

Una vez estando limpia la zona debemos extraer las larvas que han sido fecundadas dentro de la piel del animal, puedes utilizar algún tipo de herramienta útil para extraerlas y previamente desinfectada.

Al extraer todos los gusanos o larvas de la herida abierta del perro inmediatamente se debe desinfectar la zona que ha sido infectada.

En este punto del proceso o tratamiento debe ser supervisado o realizado por un veterinario para determinar si la infección fue totalmente erradicada y recetar algún tratamiento si así lo requiera.

Por ello se hace énfasis en que esta serie de pasos siempre debe ser examinada por un experto y se debe cuidar a la mascota para evitar este tipo de infecciones para que el can tenga una vida saludable.

Las convulsiones en los perros y su forma de tratarlas

Las convulsiones caninas son muy poco comunes pero deben ser atendidas inmediatamente porque estas patologías sugieren un desequilibrio cerebral que puede ser mortal o dañar al perro en un área que no pueda recuperarse.

Convulsiones en perros: ¿A que se debe?

Entre las causas principales por las que se produce la convulsión pueden tener relación con diversos factores por las que esta disfunción tiene múltiples padecimientos.

Algunos podemos tener la meningitis que es una enfermedad sumamente peligrosa porque es la inflamación del encéfalo que desencadenan la convulsión en el can.

Tumores cerebrales

Los tumores cerebrales es otra de las causas porque las apariciones y el desarrollo de las mismas desencadenan múltiples convulsiones que termina con la muerte del perro.

Epilepsia

Además las epilepsias siempre vienen acompañadas de convulsiones porque guardan relación según la mayoría de las valoraciones veterinarias.

La epilepsia también puede darse a través de los genes puesto que los ascendentes pudieron sufrir episodios de epilepsia o pérdida de la conciencia excesiva.

Esto trae como consecuencia que ocurran fallas cardiovasculares porque al sufrir continuamente de este tipo de afección la cantidad de sangre que llega al cerebro no es la suficiente.

¿Cómo tratar las convulsiones en los perros?

La persona ante este problema debe mantener la calma para poder proceder a un adecuado tratamiento y actuar de forma correcta, por ello es necesario estar informado sobre lo que se debe hacer.

Lo primero es quitar del sitio cualquier objeto que se considere un obstáculo o un objeto peligroso por el cual nuestra mascota corra peligro.

Una vez realizado esto se debe llevar a nuestro perro a un sitio donde pueda obtener más oxígeno, un lugar abierto para que se pueda recuperar eficazmente.

El dueño al momento en el cual el perro se encuentre convulsionando no puede intervenir o tratar de agarrarlo.

Porque el perro no está consciente de sus actos y puede lastimarlo sin querer por lo que es recomendable esta precaución y llevar a tu mascota al veterinario más cercano para que pueda brindar un mejor diagnóstico y tratamiento.

La leptospirosis en los perros y su forma de prevenirlo

Esta enfermedad altamente contagiosa y a veces es muy común entre los canes porque es un tifus que es infeccioso y afecta principalmente los órganos internos como el hígado, además de que otros tipos de animales también pueden salir perjudicados de esta enfermedad.

Una de las maneras más fáciles por la que se transmite esta enfermedad es a través del agua y es producto de la expulsión de orina infectada de un perro y a raíz de ello es la razón por la que es peligrosa porque es muy sencillo su transmisión.

Los síntomas más comunes que se presenta durante las fases iniciales y ya en desarrollo son la fiebre, orina oscura, vómitos que suelen expulsar también sangre, deshidratación, falta de energía, entre otras.

Debemos ser muy cuidadosos porque esta infección es muy peligrosa y mortal por lo que una de las mejores recomendaciones es detectar a tiempo que nuestra mascota presenta alguno de estos síntomas para llevarlo inmediatamente al veterinario más cercano.

Los tratamientos más efectivos para la leptospirosis se basan en antibióticos junto con una estricta dieta saludable que tenga altos contenidos vitamínicos y que aporten todos los nutrientes esenciales para recuperar la energía de la mascota.

Como antes mencionamos los perros sufren una deshidratación peligrosa como consecuencia de los vómitos y la diarrea excesiva que tienen que afrontar por lo que debemos hidratar al perro lo más pronto posible y asegurar un ambiente saludable.

El recetario para escoger el antibiótico adecuado debe ser proporcionado por un profesional, por lo general el antibiótico más efectivo para tratar esta infección es la penicilina y a medida que tu mascota vaya mejorando siempre se debe ser cuidadoso y no llegar a la hospitalización.

Un método de prevención es estar al día con las vacunas para los perros y llevarlo regularmente al veterinario para que le haga un examen completo y descartar cualquier tipo de enfermedad y sobre todo la leptospirosis.

Consejos para cruzar a tu perro por primera vez

Es común tener presente que llega el momento de cruzar a tu mascota, si es la primera vez es normal que aparezcan diferentes dudas sobre el tema sin embargo hay que tener en cuentas algunos sencillos conceptos.

Lo primero que tienen que hacer es buscar la novia ideal para la mascota, tiene que ser de la misma raza y de un tamaño similar. Es recomendable juntarlos antes de la cruza para que se conozcan.

Hay que tener en cuenta que es posible que los perros no se lleven bien, si esto sucede tienen que buscar otro ejemplar hasta encontrar el correcto.

Si tu mascota es hembra hay que estar seguro de que el animal este en celo, un proceso con una duración de 15 a 18 días, sin embargo las hembras están listas después de los 6 meses.

Si hay un arreglo entre las mascotas es común que la perra se quede en el hogar del macho, es recomendable un ambiente en silencio y donde no tengan distracciones, luego es solo cuestión de tiempo y paciencia ya que es frecuente que en la primera ocasión no sea un éxito y sobre todo si ninguno tiene la experiencia necesaria.

Cuando comienzan con el acto no hay que molestar en absoluto, nunca hay que separarlos o tirar agua caliente si ya están teniendo relaciones. Mantener a los perros en un ambiente tranquilo durante 20 minutos aproximadamente.

Cuando la perra es virgen es probable que no quede embarazada en la primera ocasión y necesitará 1 o 2 días con su nuevo novio.

Una vez que este todo correcto es recomendable visitar a un veterinario para confirmar que la perra se encuentre embarazada, hay que ser muy detallista con cada paso que se da para que todo salga perfecto.

Algo que deben tener en cuenta es negociar con el otro dueño cuantos cachorros le corresponde a cada uno, ver el pago de las vacunas y cualquier inconveniente que surja durante el embarazo.

Cruzar a una mascota no es algo sencillo y lleva mucho trabajo sin embargo si todo sale bien en un tiempo van a poder disfrutar de los cachorros con su familia.

Los problemas de la artrosis en la especie canina

Nunca debemos menospreciar una cojera, aunque no nos parezca grave, en nuestros amigos de cuatro patas porque podría ocultar una forma de artrosis.

Más comúnmente conocida como artrosis, la osteoartritis es una afección que se da bastante a menudo en la especie canina.

Está causada por fenómenos degenerativos que producen una degeneración progresiva de los cartílagos articulares.

Afecta a animales de cualquier sexo y raza (se describe con mayor frecuencia en ejemplares de talla grande), normalmente empieza a manifestarse entre los cinco y los siete años de edad, y empeora cuando son ancianos.

El síntoma predominante es el dolor, inicialmente caracterizado por episodios agudos y de corta duración, que persisten en el curso de la evolución de la patología, con inflamaciones más o menos persistentes, de intensidad y duración variables, que tienden a ser cada vez mayores.

El dolor, presente sobre todo cuando las articulaciones están estresadas, es en cierta medida proporcional a la actividad física realizada.

Tiende a disminuir con el reposo, para reaparecer de un modo más persistente hasta determinar un estado inflamatorio duradero, que repercute negativamente en la calidad de vida de nuestros amigos de cuatro patas. Es responsable de la cojera, en mayor o menor grado, llegando a Incapacitar la extremidad afectada.

El dolor puede causar renuncia al movimiento, incapacidad para hacer cosas que antes se realizaban sin problemas (como correr, saltar al coche o subir y bajar los peldaños de una escalera), así como provocar mal humor e irritabilidad (ejemplares de temperamento tranquilo pueden llegar a mostrarse agresivos), aceleración de la frecuencia cardiaca y respiratoria (que puede dar lugar a sibilancias), dificultad de asumir posiciones de micción y defecación, reducción sensorial e, incluso, disminución del apetito.

Los síntomas atribulóles a una forma de osteoartritis justifican recurrirá un veterinario (mejor si es experto en ortopedia), el cual, después de una cuidada evaluación, recurrirá a un estudio radiológico (RX) para confirmar la sospecha clínica.

Al examen radiológico, en la última década, se han sumado la tomografía axial computerizada (TAC) y la resonancia magnética (RM). Se trata de dos procedimientos, ahora muy habituales, que se complementan e integran con el anterior, pasando a formar parte de la rama de la medicina conocida como diagnostico por imagen.

Los RX, TC y RM requieren de la sedación del animal, necesaria precisamente para obtener imágenes de alta calidad y no dejar espacio a la duda.

Dos tipos de dolor 

En los perros, el dolor puede ser adaptativo (agudo) o desadaptativo (crónico). El primero puede ser fisiológico (una señal de alarma, que sirve como sistema de protección para minimizar el daño de los tejidos) o inflamatorio, dando lugar a un daño de cierta importancia y a la inflamación de la que deriva.

El segundo es un dolor persistente, debido a la persistencia de una causa patológica responsable del estímulo continuo de las células nerviosas (no ciceptores), que detectan las señales nocivas: estímulos como los que causan la artrosis determinan la sensibilización del sistema nervioso.

Los tratamientos

En la mayoría de los casos, el tratamiento de la artrosis es farmacológico, y consiste en la administración prolongada de antiinflamatorios no este roideos (los llamados AINE), con el fin de minimizar los efectos de la auto-amplificación mediada por el sistema nervioso.

Entre estos esteroides, se debe tener en cuenta la reciente disponibilidad en España del mavacoxib, un principio activo para uso canino cuya ventaja es la mono-administración mensual, lo que lo hace de utilización simple para la familia, sobre todo si el animal no se muestra colaborador en la toma de medicamentos orales.

Cabe destacar que la terapia antiinflamatoria siempre es útil asociada a una dieta que esté diseñada para evitar que el animal aumente de peso, lo que repercutiría negativamente en su enfermedad.

La alternativa al tratamiento clásico está constituida por la medicina no convencional (homeopatía, homotoxicología, acupuntura, mesoterapia, laserterapia) en lugar de la administración de los llamados nutracéuticos, sustancias integradoras naturales de acción condroprotector o antiinflamatoria natural. Solo en casos especiales necesitan la intervención quirúrgica.

Si la artrosis tiene una causa

A menudo, la osteoartritis canina depende de la evolución de un problema (que puede no ser grave) ya presente en el nacimiento o en los primeros meses de vida.

El caso típico está representado por la displasia de cadera que, como se sabe, afecta a los perros de talla grande y gigante; por no mencionar también la displasia de rodilla y de codo, así como la osteocondritis disecante (OCD) y la necrosis aséptica de la cabeza del fémur, todas condiciones ortopédicas juveniles que, con el paso del tiempo, conducen casi inevitablemente a fenómenos artríticos.

Algunas de las patologías necesitan, por fuerza, una intervención quirúrgica. Otras, seguramente tienen una base genética y, por tanto, son típicas de ciertas razas; y hay otras que no se sabe muy bien por qué suceden.

En cualquier caso, es importante que se controle a los cachorros durante el periodo de crecimiento, sometiéndolos eventualmente, bajo la supervisión del veterinario, a estudios radiológicos específicos, muy útiles para revelar precozmente anomalías que, de otra forma, serían difíciles de detectar.

Los alimentos positivos y negativos para tu perro

En ciertas ocasiones, por el gran amor que le tenemos a nuestro perro y mimarlo lo más posible, le damos alimentos que son poco saludables para él, como por ejemplo alguna golosina que seguramente le caerá muy mal al estomago durante el día.

Para no repetir estos problemas y dar al perrito una vida mejor, es que quiero compartir una serie de consejos útiles para reconocer cuáles son los alimentos positivos y negativos.

Aunque tu mascota te pida esas «golosinas» que te ve comer a diario, no caer en el error de dárselo y tener a nuestro querido perro enfermo por un largo tiempo.

Alimentos restringidos a tu mascota

Voy a ofrece un completo listado con los alimentos malos para tu perro y en algunos casos paso a explicar algunos detalles:

  • Dulces.
  • Huesitos.
  • El Chocolate.
  • Leche: De cachorro es normal que ingieran leche materna o especial para ellos si es que su madre no está cerca, sin embargo la gran mayoría de los perros no toleran la lactosa de la leche. La ingesta de leche puede traer como consecuencia vómitos y problemas del estomago.
  • Queso.
  • Cebolla.
  • Xilitol: Se puede encontrar fácilmente en los caramelos. Puede provocar en la mascota desde convulsiones hasta problemas de coordinación y desorientación.
  • Alimentos en mal estado.
  • Sal.
  • Bebidas alcohólicas.
  • Huevos crudos.
  • Helado.
  • Almendras.
  • Granada.
  • Ajo: En este caso puede provocar anemia y es uno de los alimentos más peligrosos para el perro. Mucho cuidado!
  • Uvas.
  • Aguacate.
  • El centro de las manzanas: Esto es perjudicial ya que contine cianuro, una sustancia tóxica para los animales. Ingerir esto puede traer como consecuencia problemas en su respiración y convulsiones.
  • Masas fermentadas.
  • Café.
  • Nueces.

Alimentos permitidos para el perro

A diferencia del listado anterior, en este caso voy a presentar los alimentos positivos para la mascota:

  • Verduras y hortalizas.
  • Frutas.
  • Pollo cocido.
  • Yogur.
  • Avena.

Como pueden leer hay alternativas nutritivas y beneficiosas para el perro que se consiguen en cualquier tienda especializada, solo se debe prestar atención al primer listado ya que esos alimentos los tienen totalmente prohibidos en casa.

Los parásitos que pueden afectar a las mascotas

Al igual que los humanos, las mascotas pueden sufrir de parásitos de vez en cuando produciéndoles diversas enfermedades que deterioran la calidad de vida del animal.

Los parásitos pueden ser internos y externos y lo peor de todos es que algunos de estos parásitos pueden ser transmitidos de los animales a los seres humanos.

Toxocara Canis

Este parásito puede ser transmitido a los seres humanos. En los perros en etapa adulta provoca diarrea y complicaciones respiratorias y en los cachorros tos, abdomen abultado y mucosidad.

Ancylostoma caninum

Es un parásito exclusivo de los perros y producen diarrea con rastros de sangre, debilidad general y anemia. Es similar al parásito Trichuris Vulpis que provoca adicionalmente pérdida de peso.

Dipylidium Caninum

Puede afectar a perros y gatos, estos últimos en menor proporción. Este parásito es conocido con el nombre de Tenia o Solitaria.

Puede alcanzar un gran tamaño y se aloja en los intestinos de los animales. En su etapa inicial es asintomático pero después de un tiempo provoca diarreas, debilidad, abultamiento del abdomen y retraso en el crecimiento.

Coccidios

Se presenta en perros y gatos produciendo diarreas leves. Es muy común en animales jóvenes expuestos a condiciones de hacinamiento.

Giardia Spp

Este parásito es adquirido por los animales al consumir agua contaminada, afecta a perros y gatos y generalmente no produce síntomas. En contadas ocasiones los animales presentan diarreas leves.

Dirofilaria inmitis

Es un parásito muy común en los perros, mejor conocido como gusano del corazón. Es producido por la picadura del mosquito que deposita sus huevos los cuales se alojan en el corazón del animal.

Al desarrollarse las larvas se quedan en el corazón del animal tomándolo como su hábitat natural.

Los síntomas que presentan los perros que tienen este parásito son complicaciones respiratorias, pérdida del apetito y en algunos casos puede provocar la muerte.

Moquillo Canino: ¿Cómo tratarlo y cuáles son los síntomas?

Para tratar adecuadamente el moquillo canino que es una de las enfermedades más comunes e infecciosas se debe conocer todo sobre ella y observar cómo afecta otros animales y además puede llegar a ser mortal.

Uno de los animales que están exentos de este tipo de afección son los felinos pero estos sí pueden generar su propia enfermedad producto del moquillo.

No se deben subestimar esta enfermedad porque puede llegar a ser un problema muy grave para nuestras mascotas.

¿Qué es el moquillo canino?

Este virus es uno de los problemas más comunes de los caninos en su mayoría en las primeras etapas de su vida.

Es recomendable llevarlo al veterinario lo más pronto posible desde su nacimiento para implementarle las vacunas respectivas ante el moquillo canino.

Su forma de transmitirse es a través de las secreciones, generalmente a través de las glándulas lacrimales o las mucosas expuestas que son liberadas al aire al momento de que nuestra mascota estornuda.

Si el dueño posee más de un perro bajo un mismo techo es muy difícil estar pendiente las 24 horas para evitar un posible contagio.

¿Cuáles son los síntomas del moquillo canino?

Los síntomas más comunes y que pueden ser detectados por los dueños son la fiebre alta, problemas en el sistema respiratorio.

Esto puede traer como consecuencia que el perro tosa de manera excesiva y la luz le cause problemas de visión.

¿Cuál es el tratamiento para el moquillo canino?

Para tratar de la manera más efectivo a nuestra querida mascota debemos tener en cuenta es que esta enfermedad es producto de un virus y al contraerse es mejor llevarlo a un profesional que puede dar un mejor diagnóstico y tratamiento.

Los medicamentos con los que podemos tratar a nuestros perros son aquellos que puedan ayudar a la tos.

Además de fármacos que permitan eliminar el vómito o la diarrea, porque una de las mejores maneras es evitar por completo que nuestra mascota se deshidrate.

¿Cómo tratar la artritis en los perros?

Al igual que las personas los perros al llegar a la vejez empiezan a sufrir enfermedades resultantes del deterioro natural de su organismo.

La artritis es una enfermedad que aparece cuando los huesos se envejecen y por lo tanto pierden parte de su fuerza, esto desencadena dificultad para moverse así como también dolores intensos.

¿Cómo afecta la artritis a los perros?

Al igual que los humanos esta enfermedad inflama las articulaciones de los huesos y puede ser causada por diversos factores como infecciones, genética, golpes, auto ataques inmunológicos y artritis degenerativa la cual ataca a los perros de mayor edad.

Esta enfermedad se presenta generalmente en edades avanzadas en los perros, pero se puede presentar en perros jóvenes debido a lesiones o causas de origen genéticos.

Síntomas de la artritis en los perros

La artritis presenta varios síntomas en los perros, el principal es un andar deficiente en el cual se evidencia dolor por parte del animal.

La artritis si es detectada a tiempo se puede tratar, a continuación se listan algunos síntomas para detectar la artritis en los canes:

  • Rigidez al caminar.
  • El perro pierde movimientos naturales por ejemplo movimientos faciales.
  • Presenta dificultad para sobrepasar un obstáculo o subir escalones.
  • Dificultad para levantarse o acostarse.
  • Inflamación en las articulaciones del animal.
  • En algunas ocasiones se escuchan ruidos cuando el animal dobla alguna articulación.
  • Se evidencia la presencia del dolor por parte del animal.

Tratamiento para la artritis en los perros

Existen diferentes tipos de tratamientos para tratar la artritis en los perros, lo mejor sería que un veterinario eligiera el tratamiento más adecuado para cada perro en especial. A continuación algunos tratamientos:

Fármacos: Incluye medicamentos como antibióticos, antiinflamatorios y analgésicos.

Suplementos alimenticios: Se incorporan suplementos como omega 3 y el sulfato de condroitina en la dieta del animal los cuales ayudan a regenerar los cartílagos dañados mejorando así las articulaciones afectadas.

Intervención quirúrgica: Es la opción menos utilizada pero en algunos casos la suelen aplicar dependiendo de la gravedad de la situación.

Deja un comentario

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.