Cómo hacer tapabocas con un plato

Este método es ideal si no tienes acceso a una máquina de coser o si necesitas hacer un tapabocas de forma rápida.

Una forma sencilla de hacer un tapabocas en casa es utilizando un plato. Para comenzar, necesitarás un plato de papel resistente o un plato de plástico desechable.

Primero, toma el plato y hazle un agujero en el centro, lo suficientemente grande para que quepa tu boca y nariz. Puedes utilizar tijeras o un cuchillo afilado para hacer el agujero. Asegúrate de que el agujero esté bien cortado y que no queden bordes ásperos.

A continuación, haz dos pequeños agujeros en cada lado del plato, cerca del borde. Estos agujeros serán para pasar una cuerda elástica o una tira de tela que te permitirá sujetar el tapabocas detrás de tus orejas.

Una vez que hayas hecho los agujeros, pasa la cuerda elástica o la tira de tela a través de ellos y haz un nudo en cada extremo para asegurarlo en su lugar.

Asegúrate de que la cuerda o tira de tela sea lo suficientemente larga para que puedas ajustarla cómodamente detrás de tus orejas.

Finalmente, ajusta el tapabocas a tu rostro asegurándote de que cubra tu boca y nariz por completo.

El plato actuará como una barrera para ayudar a prevenir la propagación de partículas en el aire.

Índice
  1. Cómo hacer tapabocas normales
  2. Cómo hacer tapabocas de tela

Cómo hacer tapabocas normales

El primer paso para hacer un tapabocas casero es escoger el material adecuado. Se recomienda utilizar telas de algodón, ya que son transpirables y pueden ser lavadas y reutilizadas varias veces.

Es importante recordar que el tapabocas debe tener al menos dos capas de tela para proporcionar una protección adecuada.

Una vez que tengamos el material, es momento de tomar las medidas. El tapabocas debe cubrir tanto la nariz como la boca, por lo que debemos medir la distancia desde la parte inferior de los ojos hasta la barbilla.

Luego, debemos añadir un par de centímetros adicionales a esa medida para asegurar que el tapabocas se ajuste correctamente.

Con las medidas tomadas, es hora de cortar la tela y coser el tapabocas. Es importante asegurarse de cortar dos piezas de tela del mismo tamaño para crear las dos capas necesarias. Luego, podemos coser las capas juntas, dejando un espacio abierto en uno de los lados para poder insertar un filtro si lo deseamos.

Finalmente, podemos agregar los elásticos o cintas para sujetar el tapabocas. Se recomienda utilizar elásticos que se ajusten cómodamente alrededor de las orejas, pero también se pueden utilizar cintas que se atan detrás de la cabeza. Una vez que los elásticos o cintas estén asegurados, el tapabocas casero estará listo para usar.

Cómo hacer tapabocas de tela

El uso de tapabocas o mascarillas de tela se ha convertido en una medida esencial para prevenir la propagación del COVID-19.

Afortunadamente, hacer un tapabocas en casa es una tarea sencilla y económica.

Lo más importante es utilizar una tela de algodón de buena calidad, preferiblemente de doble capa, para maximizar la eficacia de la mascarilla.

Para hacer un tapabocas de tela, necesitarás algunos materiales básicos como tela de algodón, elástico o cintas, tijeras y una máquina de coser (aunque también puedes coser a mano).

Es importante asegurarse de que la mascarilla se ajuste correctamente al rostro, cubriendo nariz y boca sin dejar espacios laterales.

Además, puedes añadir un alambre moldeable en la parte superior para ajustarla mejor a la nariz.

Una vez que tengas los materiales, puedes buscar patrones gratuitos en línea o simplemente cortar dos rectángulos de tela de aproximadamente 20x15 cm.

Recuerda lavar bien la tela antes de utilizarla para eliminar cualquier residuo o suciedad. Luego, coloca los rectángulos uno sobre el otro y cose los lados cortos, dejando los lados largos abiertos.

Después de coser los lados cortos, voltea la mascarilla hacia el lado derecho y plancha los bordes para que queden bien definidos.

A continuación, realiza pequeñas incisiones en los lados largos para insertar el elástico o las cintas que servirán para sujetar la mascarilla detrás de las orejas. Asegúrate de medir adecuadamente la longitud del elástico antes de cortarlo.

Finalmente, cose los extremos del elástico en las incisiones y ¡listo! Ya tienes un tapabocas de tela hecho en casa. No olvides lavarlo regularmente con agua caliente y jabón para mantenerlo limpio y desinfectado.

Recuerda que el uso de tapabocas es complementario a otras medidas de prevención, como el distanciamiento social y el lavado de manos frecuente.

Si quieres conocer otros artículos parecidos a Cómo hacer tapabocas con un plato puedes visitar la categoría Ocio.

Quizás también te interese leer..

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Tu valoración: Útil

Subir

Debes de aceptar las políticas de Cookies. Más información